martes, 14 de agosto de 2012

Virgen de la Soledad y Sacro Monte Calvario



Anónimo, 1706
Insigne Cofradía Penitencial de Nuestro Padre Jesús Nazareno
Valladolid


Talla de la Dolorosa que se venera en la Iglesia de Jesús. Fue titular de su propia cofradía fundada en 1722. La iconografía de la imagen es la tradicional del modelo de Virgen de la Soledad creado por Gaspar Beccera en el Madrid del s.XVI. Aunque actualmente no desfila, se considera que esta imagen cerraba la procesión de Regla en la mañana de Viernes Santo de la Cofradía de Jesús Nazareno en el s.XVIII. Se le dedica unos solemnes cultos en el mes de noviembre.

La cofradía se funda en 1596 en el seno de la Orden de San Agustín, organizando una procesión de penitencia en la mañana del Viernes Santo. Las relaciones con la Orden fueron cada vez más tensas, hasta que la cofradía decide trasladarse a una capilla propia, motivo que desencadena el pleito que acabará en 1684 con la devolución de todos sus pasos a la Orden, por lo cual la cofradía tendrá que encargar nuevas imágenes. Con iglesia penitencial propia, se sabe que en 1665 ya están construidos los cimientos del nuevo templo, realizando a lo largo de los siglos diferentes reformas, afectándole especialmente la reforma urbanística del entorno de la Plaza Mayor de finales del s.XIX. La cofradía tiene como titular la imagen de Jesús Nazareno, desfilando también con el Cristo de la Agonía, y aunque actualmente no participen en ninguna procesión (sí lo hicieron en momentos determinados de la historia de la hermandad), también rinde devoción al Cristo del Despojo y a la Virgen de la Soledad y Sacro Monte Calvario. Organiza las procesiones del Vía Crucis el Miércoles Santo y la Peregrinación del Silencio en la noche del Jueves Santo, además de participar en la Procesión General de la Sagrada Pasión del Redentor con su imagen titular. En 1994 la hermandad es agregada a la Archicofradía del Silencio de Sevilla, jurando defender el dogma de la Inmaculada Concepción, asumiendo en sus desfiles símbolos concepcionistas como la espada y el cirio. Los cofrades visten hábito, compuesto de túnica y capirote de terciopelo morado con galón dorado en la parte frontal, bajos y bocamangas que van adornadas con encaje de color blanco y botones forrados de la misma tela. Se completa con cíngulo amarillo, guantes blancos, zapatos y calcetines negros. Además se caracterizan por ir en sus procesiones con las manos cruzadas sobre el pecho.




Otras entradas:

La Semana Santa de Valladolid en el siglo XVII (aquí)

Jesús Nazareno (aquí)
Cristo de la Agonía (aquí)
Sed Tengo (aquí)


No hay comentarios:

Publicar un comentario