martes, 29 de octubre de 2013

María Santísima del Mayor Dolor y Traspaso




Anónimo, 1798 (Virgen), Juan de Mesa, 1620 (San Juan)
Pontificia y Real Hermandad y Cofradía de Nazarenos de Nuestro Padre Jesús del Gran Poder y María Santísima del Mayor Dolor y Traspaso
Sevilla


Dolorosa acompañada por el discípulo amado que viene a representar la escena del encuentro de la santísima Virgen son su Hijo en la calle de la Amargura. Una antigua tradición viene a señalar que fue este el momento de mayor dolor para la virgen María, traspasada por todo el sufrimiento de contemplar la pasión de su hijo, y de ahí dicha advocación. Nada se conoce sobre la antigua imagen, de la que se tiene constancia a través de las primitivas reglas de 1570, en las cuales se hace referencia a ambas imágenes. El palio es obra del maestro Rodríguez Ojeda, que lo bordó en 1904, habiendo sido traspasado a un nuevo terciopelo en 1994. Para la estación de penitencia, alterna dos mantos: uno burdeos, de Rodríguez Ojeda, bordado en 1908 (el mantolín de san Juan es también obra de este autor); y otro del taller de Fernández y Enríquez, de 1991. Cabe destacar la corona de la Virgen, obra de Juan Ruiz, labrada en 1798. Ambas imágenes se veneran en el retablo principal de la basílica del Gran Poder, a ambos lados del Señor.

La hermandad nace en 1431 como una cofradía de luz en honor de la Virgen, bajo la primitiva advocación del Santísimo Poder y Traspaso de Nuestra Señora, siendo su sede fundacional el convento de Santo Domingo de Silos, tomando carácter penitencial a finales del s. XVI y desfilando en la tarde del Jueves Santo. En 1544, siendo todavía una corporación de gloria, se traslada al convento del Valle, y posteriormente, en 1703, se instala definitivamente en una capilla de la parroquia de San Lorenzo. En este templo recibirán culto las imágenes de la hermandad hasta 1965, cuando se inaugurará la nueva iglesia, anexa a la anterior, adquiriendo en 1992 el título de Basílica Menor. Ya en 1791 aparece como tal la advocación del Gran Poder en sus Reglas, nombre por el que será universalmente conocido. Dos beatos han formado parte de su nómina de hermanos: el Cardenal Marcelo Spínola y el Beato Fray Diego de Cádiz. En 1823, recibiendo como Hermano Mayor honorario al rey Fernando VII, comenzó a lucir el título de Real. Hace estación de penitencia en la madrugada de Viernes Santo antecediendo a la hermandad de la Macarena, con la cual tiene firmada una concordia desde 1903, llegando al acuerdo de pasar primero el Gran Poder a cambio de solicitar permiso a la cofradía de San Gil todos los años. También tuvo una concordia con la hermandad de las Tres Necesidades (Carretería), firmada en 1797, cuando esta última hermandad hacía estación en la madrugada. Los hermanos visten túnicas negras de cola y con cinturón de esparto.


Bibliografía:

Compendio de las cofradías de Sevilla. Jesús Luengo Mena. 2007.

Glorias religiosas de Sevilla. José Bermejo y Carballo. 1882.

Web oficial de la Hermandad del Gran Poder (aquí)






Otras entradas:

Jesús del Gran Poder (aquí)

18 - 04 - 2014 SEMANA SANTA 2014: El Gran Poder (aquí)

miércoles, 23 de octubre de 2013

Cristo Yacente



Anónimo, s. XVI
Parroquia de la Virgen del Espino / Cofradía de la Virgen de la Soledad 
Soria


Imagen de Jesús Yacente que se venera en el interior de una urna bajo el camarín de la Virgen de la Soledad. Pocos datos se conocen de esta talla, aunque en 1633 se cita una urna que regala Francisco de Salazar a la cofradía de la Vera Cruz, lo que indicaría la existencia de esta imagen. Podría haber llegado a la ermita junto a la Virgen de la Soledad, como parte de la donación de los condes de Gómara a la hermandad. Se supone que desfilaba en la procesión del Viernes Santo, aunque no es citada en los protocolos del Concejo cuando los gremios se ocupan de portar los pasos de la extinguida cofradía de la Vera Cruz en el siglo XVIII. En la centuria siguiente, a pesar de no existir ninguna cofradía penitencial, el cabildo de la colegiata de San Pedro y los fieles de la ciudad, se encargaban de organizar la procesión del Viernes Santo, portando el Santo Sepulcro y la Virgen de la Soledad, hasta la fundación en 1888 de la cofradía del Santo Entierro, la cual encargará en 1891 un nuevo sepulcro, en cuyo interior irá otra imagen del Yacente venerada en San Pedro, y relegando esta talla a su ermita. Actualmente no desfila en la Semana Santa soriana.

La antigua hermandad de la Vera Cruz es el antecedente de la cofradía de la Virgen de la Soledad, la cual organizaba los desfiles procesionales del Jueves y del Viernes Santo. Esta hermandad erigió en 1522 una pequeña capilla donde se veneraba el Cristo del Humilladero, siendo ampliada posteriormente por los condes de Gómara, depositando en el oratorio la imagen de la Virgen de la Soledad y el Yacente, lo cuales presidían los antiguos desfiles penitenciales. La actual cofradía de la Virgen de la Soledad se funda en 1951 en la ermita de la Soledad, perteneciente a la parroquia del Espino, organizando la procesión del Silencio en la noche del Jueves Santo, y participando en la Procesión General del Santo Entierro de Cristo, en ambas alumbrando al Cristo del Humilladero y a la Virgen de la Soledad. Los cofrades visten túnica y capuchón blanco, con capa negra y fajín amarillo.


Bibliografía:

Cofradías de Semana Santa en la provincia de Soria. José Damián Ferrero y Jesús Martínez. 1999.

Ermita de Nuestra Señora de la Soledad. Wikipedia (aquí)





Otras entradas:

Cristo del Humilladero (aquí)
Virgen de la Soledad (aquí)

domingo, 13 de octubre de 2013

La Verónica



Anónimo, s.XVIII
Cofradía del Dulce Nombre de Jesús Nazareno, Nuestra Señora de las 
 Angustias Soledad y Ánimas de la Campanilla 
Toro (Zamora)




Imagen que fue primitivamente la antigua Virgen de la Soledad de la cofradía del Santo Sepulcro y la Soledad, que la mandó tallar tras el incendio que en 1778 destruyó la capilla que poseía en el convento dominico de San Ildefonso. En 1953 fue sustituida por la actual Virgen de la Soledad, obra de Tomás Puras, regalando esta a la cofradía de Jesús Nazareno y Ánimas de la Campanilla en sustitución de la antigua Verónica, tras la pérdida de todos sus pasos en el incendio de Santa Catalina de 1957. Durante todo el año se conserva en la iglesia de Santa Catalina, desfilando en la procesión de la madrugada del Viernes Santo, siendo sus jefes de paso los abades de túnica negra del año anterior. 

La actual Cofradía es el producto de la fusión de tres hermandades antiguas, todas ellas vinculadas al antiguo convento de San Francisco. La primera de ellas, la cofradía de Nuestra Señora de la Concepción y Luz, fundada en 1502, la cual no tenía carácter penitencial aunque el apellido de Luz podía hacer referencia a que realizaban el cometido de iluminar alguna procesión penitencial de dicho convento. También se le supone que en algún momento tuvo carácter gremial, en este caso de tejedores. Otra de las cofradías, sin conocer el cuándo se fusionarían, sería la de Ánimas, completando el nombre con el de "Campanilla" seguramente por el hecho de ir tocando este sencillo instrumento en alguna de las peticiones de limosna en el mes de noviembre y en otras ocasiones. Estas dos cofradías formarían una, que transformaría su advocación en la de la Virgen de las Angustias Soledad. La otra cofradía, la de Jesús Nazareno, aparece ya mencionada en 1569 como Dulce Nombre de Jesús Nazareno, muy relacionada con el gremio de los molineros. Tenía su sede en la capilla de Santa Catalina del convento de San Francisco, donde se unirán ambas cofradías en una sola a partir de 1739, quedando como vestigio de sus orígenes las túnicas negras y moradas que todavía hoy visten dependiendo de si forman parte de una u otra, aunque sean una sola hermandad. En 1817 ya se habla del traslado de la Cofradía a la parroquia de Santa Catalina tras la desamortización del convento. Será allí donde en 1957 un incendio arrase con todos los grupos escultóricos de la cofradía, perdiendo casi todo su patrimonio artístico y quedando reducida a cenizas la iglesia. Conservando exclusivamente el Ecce Homo, incorporando los antiguos pasos de la Vera Cruz (la Oración en el Huerto y la Flagelación) y la Dolorosa de los Siervos de María, fue rehaciendo su patrimonio poco a poco. Muy característico de esta cofradía es la presencia de los conqueros, cofrades limosneros bendecidos en la mañana del Jueves Santo que solicitan limosna para la Cofradía durante los dos días. Los pasos de la Cofradía son: Santa Cena, Adoración del Huerto, la Flagelación, Ecce Homo, Jesús del Perdón, Jesús Camino del Calvario, la Dolorosa, Jesús Nazareno y el Cirineo, la Verónica, La Desnudez o Rodopelo, la Cruz, Cristo al Expirar y la Soledad. 


Bibliografía:

La Semana Santa en Toro. José Camarón Valderas. 2007.

La Virgen en la Semana Santa toresana. Tomás del Bien. Revista Toro Cofrade. Ver aquí. 


Otras entradas:

La Santa Cena (aquí)
La flagelación (aquí)
Camino del Calvario (aquí)
Santo Ecce Homo (aquí)
La desnudez (aquí)

Nuestra Señora de los Dolores (aquí)

lunes, 7 de octubre de 2013

REPORTAJE: Procesión de la Virgen de los Remedios




6 de octubre de 2013

Hermandad Pro Santuario de Nuestra Señora de los Remedios

Otero de Sanabria (Zamora)

















Sagrada imagen:

 Nuestra Señora de los Remedios, patrona de Sanabria (aquí)

sábado, 5 de octubre de 2013

María Santísima de la Estrella




Atribuida a Luisa Ignacia Roldán, siglo XVII

Pontificia, Real, Ilustre y Fervorosa Hermandad Sacramental y 
Cofradía de Nazarenos de Nuestro Padre Jesús de las Penas, María Santísima de la Estrella, 
Triunfo del Santo Lignum Crucis, San Francisco de Paula y Santas Justa y Rufina

Sevilla





Dolorosa muy venerada en el barrio de Triana y en Sevilla, titular de la hermandad del mismo nombre. Aunque no se tiene constancia documental de su autoría, tras la restauración realizada por el Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico, los especialistas concluyeron que las características de la talla correspondían a la obra de Luisa Ignacia Roldán, la Roldana, hija del afamado escultor Pedro Roldán. La imagen viste en la estación de penitencia de cada Domingo de Ramos un manto bordado por Consolación Sánchez en 1873, cuyo propietario original fue la hermandad del Gran Poder. La hermandad posee dos palios, uno diseñado por Juan Manuel Rodríguez Ojeda y bordado por su hermana Josefa en 1891 para la hermandad de la Macarena, y otro por los talleres de Fernández y Enríquez en 1995. Como detalle característico de la Virgen porta en sus manos la reliquia del Lignum Crucis, tradición que ya viene recogida en las Reglas de 1675. La imagen fue coronada canónicamente el 31 de octubre de 1999 en la Catedral. Se venera en el retablo principal de su capilla, en la calle San Jacinto.

La actual hermandad es el fruto de la fusión de dos cofradías gremiales: la de Nuestra Señora de la Estrella, fundada en 1560 en el convento de mínimos de Santa María de la Victoria y fusionada con la de San Francisco de Paula en 1600, de comerciantes cargadores de las Indias y reparadores de barcos; y la del Santo Cristo de las Penas, fundada en 1644 en la ermita de la Candelaria, que también ostentaba como titulares el santo Lignum Crucis y Amparo de María santísima. En 1674 esta hermandad decidió trasladarse al convento de la Victoria, donde se fusionó  al año siguiente con la Estrella. Antiguamente hacía estación de penitencia en la tarde del Jueves Santo, y como el resto de hermandad trianeras, tenía como referente la Real Parroquia de Santa Ana, donde en 1808 hizo su última estación, quedando la hermandad en estado de letargo durante las siguientes décadas. En 1835 se trasladaron sus imágenes a la iglesia de San Jacinto, regentada por frailes dominicos, y construida sobre la antigua ermita de la Candelaria. Desde dicho año, existió la intención de revitalizar la hermandad, celebrándose diversas funciones religiosas, pero no fue hasta el Miércoles Santo de 1891, cuando se pudo celebrar la estación de penitencia. Desde 1904, se incorporó a la nómina del Domingo de Ramos, saliendo desde la iglesia de San Jacinto, que elevada a grado de parroquia en 1966, adquirió esta hermandad el título de Sacramental. Famosa es la estación de penitencia de 1932, realizada el Jueves Santo, siendo la única hermandad que decidió salir en procesión, sufriendo a lo largo de la misma diversos atentados producto de la tensión política existente tras la proclamación de la República. También 1976 quedará grabado en la historia de la hermandad por ser el año que la cofradía salió el Domingo de Ramos desde la iglesia de San Jacinto para recogerse luego en la capilla de su casa de hermandad, tras las desavenencias con la comunidad dominica, que la obligó a abandonar su sede canónica, a la cual no ha podido regresar por la negativa de esta comunidad. Los cofrades visten túnica y capa blanca, con antifaz morado en el tramo del Cristo y azul en el de la Virgen. 


Bibliografía:

Web oficial de la Hermandad de la Estrella. Ver aquí. 

Compendio de las cofradías de Sevilla. Jesús Luengo Mena. 2007.

Glorias religiosas de Sevilla. José Bermejo y Carballo. 1882.


Otras entradas:



16 - 02 - 2013 REPORTAJE: Traslado de la Virgen de la Estrella (aquí)



09 - 04 - 2017 SEMANA SANTA 2017: La Estrella (aquí)