domingo, 28 de abril de 2013

REPORTAJE: Romería de la Virgen de la Luz



27 de abril de 2013

Constantim (Portugal) y Moveros (Zamora, España)



La imagen permanece durante todo el año en la parroquia de Constantim (distrito de Bragança), siendo trasladada a su ermita en la frontera con España el sábado posterior al día de San Marcos.







La lluvia que caía en los momentos previos a la salida obligó a tapar la imagen.










Durante la procesión cayó también pedrizo, aunque ello no impidió el rezo del rosario que los fieles continuaban rezando a pesar de la metereología.












Nossa Senhora da Luz (aquí)

viernes, 26 de abril de 2013

Cristo Resucitado



Antonio Tomé, s.XVIII
Iglesia del Santo Sepulcro / Asociación del Santo Sepulcro y Soledad 
Toro (Zamora)


Imagen que preside el ábside de la iglesia-museo del Santo Sepulcro, protagonizando la procesión de Jesús Resucitado en la mañana del Domingo de Resurrección, organizada por la Asociación del Santo Sepulcro. Fue titular de una antigua cofradía titulada de la Resurrección, fundada en 1563 en la misma iglesia.

La actual asociación se funda en 1941, dando continuidad a una antigua cofradía extinguida a principios del siglo XX. Esta antigua corporación se fundó en 1585 en la iglesia de la Santísima Trinidad bajo el título de las Angustias de Nuestra Señora, trasladada al convento de dominicos de San Ildefonso en 1615. La advocación de su titular mariana fue sustituida por el de Soledad, cuya devoción fue tan fuerte, que se dice fue proclamada copatrona de la ciudad, con obligación del Ayuntamiento de asistir a los actos de la hermandad. En 1778, la capilla de la cofradía sufrió un incendio que consumió todas las imágenes, a excepción de la cabeza de un san Juan, teniendo que rehacer su patrimonio. Tras la Francesada y la Desamortización tuvieron que trasladarse de templo, estando en 1844 en la iglesia del Santo Sepulcro, donde poco a poco fue extinguiéndose. Actualmente organiza diversos actos a lo largo de la Semana Santa: la procesión de la Borriquilla, el Vía Crucis procesional del Miércoles Santo con el Cristo de la Expiración (en el que destaca el canto de las Cinco Llagas), la Procesión Oficial de Jesús Muerto en la noche del Viernes Santo y la procesión de Jesús Resucitado en la mañana de Pascua. Sus pasos actuales son: La Borriquita, La Magdalena, San Juan, Vera Cruz, Cristo de la Expiración, Piedad, Santo Entierro, Virgen de la Soledad, Cristo Resucitado y la Virgen. Los cofrades visten túnica negra y caperuz blanco, con la Cruz de Malta en el centro del capillo y a la cintura cuerda de cáñamo.

Bibliografía:

La Semana Santa en Toro. Joé Camarón Valderas. 2007.

La Semana Santa en Castilla y León. 1993. Toro: José Navarro Talegón.






Otras entradas:

Cristo de la Expiración (aquí)
Jesús Yacente (aquí)

martes, 23 de abril de 2013

María Santísima en su Soledad




Anónimo, 1600
Pontificia y Real Hermandad Sacramental, Nuestra Señora de Rocamador, Ánima Benditas, Beato Marcelo Espínola y Primitiva Cofradía de Nazarenos de María Santísima en su Soledad
Sevilla


Es una de las dolorosas más antiguas de Sevilla, que fue durante los siglos XVII y XVIII una de las devociones de referencia de la ciudad, muy vinculada a la nobleza local. La imagen presenta la iconografía propia de la Soledad, sosteniendo en una mano los atributos de la Pasión: corona de espinas y los clavos. Aunque antiguamente desfilaba bajo palio (1606), actualmente lo hace sobre un hermoso trono neobarroco diseñado por Santiago Martínez en 1951, realizado en los talleres de Francisco Ruiz Rodríguez. Sobre el mismo, además de la imagen de la Virgen, aparece la cruz con el sudario, en la cual todavía están apoyadas las escaleras. Viste en la estación de penitencia, manto negro bordado por Josefa Antúnez, estando la Virgen coronada por una diadema de oro del taller de Viuda de Villarreal de 1978. La talla es venerada en la parroquia de san Lorenzo, en la antigua capilla de la Divina Pastora (ahora en el convento de san Antonio).

La actual cofradía es resultado de la fusión de cuatro hermandades diferentes: Virgen de la Soledad, Sacramental de san Lorenzo y de san Juan de Acre, Rosario de Nuestra Señora de Rocamador y la de Ánimas de san Lorenzo. Las reglas de la hermandad de la Soledad fueron aprobadas en 1557, estableciendo su sede canónica a partir de 1575 en la Casa Grande del Carmen, donde construyó capilla propia. Será a partir de 1868 cuando se establezca en la parroquia de san Lorenzo, tras haber perdido la mayor parte de sus bienes y su capilla. Durante siglos la hermandad hizo estación de penitencia en la tarde del Viernes Santo, pero será a partir de 1956, como consecuencia de la reforma litúrgica cuando cambie de día y se pase al Sábado Santo. En 1963, la hermandad inició una costumbre que luego se extendió al resto de hermandades sevillanas: el sobre de Caridad. Cada cofrade, antes de la estación de penitencia, entrega su sobre con su limosna, siendo todos ellos depositados a los pies de la Virgen en su paso. Los títulos que ostenta se los concedió Felipe II, quién visitó personalmente la capilla de la hermandad, y Clemento VIII, que le concedió el título de pontificia. Los cofrades visten túnicas de cola blancas con caperuz, escapulario, manguitos y cíngulos negros.









Otras entradas:

Nuestra Señora de Rocamador (aquí)

15 - 02 - 2013 REPORTAJE: Quinario de la Soledad de San Lorenzo (aquí)
04 - 04 - 2015 SEMANA SANTA 2015: Soledad de San Lorenzo (aquí)

domingo, 21 de abril de 2013

Nuestra Señora de la Salud, patrona de Aliste



Cofradía de Nuestra Señora de la Salud 
Alcañices (Zamora)


La historia de esta advocación se encuentra vinculada con un antiguo convento levantado entre los pueblos de San Blas y El Poyo, donde se guardaba la memoria de una aparición de la Virgen. Cuando la villa de Alcañices fue nombrada sede del marquesado del mismo nombre, Francisco Enríquez de Almansa, primero de esta linaje, mandó trasladar dicho convento a la villa, erigiéndose el actual templo, terminado en 1542. Se entronizó en dicha iglesia la antigua imagen, advocada de la Salud, a la cual acudían y acuden los pueblos de la comarca de Aliste, que la tiene por patrona, y también muchos pueblos portugueses de la frontera. Aunque en el siglo XIX el cenobio sufrió la desamortización, esta no afectó a la iglesia, que siguió abierta al culto. Por desgracia, el 16 de agosto de 1917, un incendio destruyó el interior del templo y la antigua imagen románica. Para reponerse del suceso se encargó una nueva imagen, continuando así la devoción a la Virgen de la Salud. Su fiesta principal se celebra el 2 de julio, con una solemne Misa durante la cual la imagen baja solemnemente de su retablo para entronizarse en su carroza. La imagen recibe culto en el retablo principal de su iglesia, tallado en 1990. Este templo fue declarado Santuario el 18 de mayo de 2013, como testimonio de la profunda devoción de la comarca de Aliste y de los pueblos de la Raya portuguesa, siendo el único templo que tiene esta categoría en la diócesis de Zamora.

La Virgen de la Salud pertenece a lo que tradicionalmente se ha llamado las Siete Hermanas, asociación de advocaciones y romerías españolas y portuguesas a la que acuden las gentes de las comarcas de ambos lados de la frontera. Las Siete Hermanas son, por parte española: la Virgen de la Salud (Alcañices), la Virgen de la Encarnación (Villalcampo), la Virgen de la Soledad (Trabazos) y la Virgen de los Árboles (Carbajales); y por parte portuguesa: Nossa Senhora da Luz (Constantim), Nossa Senhora da Ribeira (Quintanilha) y Nossa Senhora do Naso (Póvoa). En ocasiones especiales, son convocados a un santuario determinado los diversos pueblos y cofradías, que acuden con sus imágenes y participan en cultos y procesiones de forma conjunta.


Bibliografía:

Ermitas y romerías de Zamora. Javier Saniz Sanz. 2002.




Otras entradas:

Nossa Senhora da Luz (aquí)

02 - 07 - 2012 REPORTAJE: Procesión de la Virgen de la Salud (aquí)

miércoles, 17 de abril de 2013

Nuestro Padre Jesús Nazareno




Francisco de Ocampo, 1610
Primitiva Hermandad de los Nazarenos de Sevilla, Archicofradía Pontificia y Real de Nuestro Padre Jesús Nazareno, Santa Cruz en Jerusalén y María Santísima de la Concepción
Sevilla


Titular de la hermandad de El Silencio que destaca por el rasgo iconográfico de llevar la cruz al revés, abrazado a ella. Esta característica nos refiere a los antiguos grabados del Renacimiento, meditaciones sobre la Pasión que mostraban al Señor abrazado a la Cruz como gesto de meditación y de inicio de la Redención. La imagen se viste con diversas túnicas bordadas, destacando la túnica de salida, traspasada en 2001 a un nuevo terciopelo de Lyon. La Cruz con la que desfila está revestida con planchas de carey con cantoneras de plata, obra del siglo XVII. El paso sobre el que desfila es una obra de 1903, diseñado por Manuel Ordóñez y tallado y dorado por José Gil y Juan Luis Guerrero. Los ángeles ceroferarios son de Pedro Duque de 1720. Desde el siglo XVI, la imagen del Nazareno se veneraba en la capilla del Crucificado de la Real Iglesia de San Antonio Abad, que mudó la advocación al entronizarse en dicha capilla esta imagen, pasando ya en el siglo XX al retablo principal del templo.

Aunque existen diversas fechas sobre la fundación de esta hermandad, tradicionalmente se ha señalado el año 1340, siendo aprobados sus primeras reglas en 1356, estableciendo ya su procesión en la madrugada del Viernes Santo. En sus primeras procesiones hacían estación de penitencia a las afueras de la ciudad, más allá de la puerta de la Macarena, vistiendo sus hermanos túnicas moradas con pelucas de cáñamo y coronas de espinas. Su primera sede fundacional fue la iglesia de Ommium Sanctorum, variando de templo a lo largo de los siguientes siglos hasta que en 1579 adquieren la capilla del Crucificado de la iglesia de la orden de San Antón, siéndoles donado por Carlos IV todo el conjunto de la Real Iglesia en 1793, tras la extinción de la orden de los Antoninos unos años antes. Pero si existe una fecha relevante en la historia de esta cofradía es el año 1615, cuando la cofradía establece el voto de sangre en defensa de la Inmaculada Concepción de santa María, siendo la primera cofradía en establecer dicho juramento. Los símbolos de dicho voto son el cirio y la espada como luz y defensa de dicho misterio tras la bandera blanca. En 2009 se incorporó a este voto el juramento de defensa de la vida, desde su concepción hasta su muerte natural. Carlos III le otorgó el título de real y en 1824 el Papa León XIII le otorgó el título de archicofradía. Los cofrades visten túnica negra de cola con cinturón de esparto y antifaz del mismo color.






Otras entradas:

María Santísima de la Concepción (aquí)

18 - 04 - 2014 SEMANA SANTA 2014: El Silencio (aquí)