jueves, 14 de julio de 2011

Nuestra Señora del Carmen del Camino



Anónima, 1853
Cofradía de Nuestra Señora la Santísima Virgen del Carmen del Camino y 
Correa del Gran Padre de la Iglesia de San Agustín
Zamora


Talla de la Virgen del Carmen, titular de su propia ermita perteneciente al distrito parroquial de San Torcuato, extramuros de la ciudad. El templo es propiedad de la cofradía, cuyos orígenes se desconocen y aunque se apunta la existencia de documentos del s.XVI, sus primeras ordenanzas conocidas son de 1607. Antiguamente la ermita estaba dedicada al Cristo del Camino, que actualmente se venera en un lateral del templo, aunque curiosamente el templo siempre perteneció a la cofradía carmelitana, cambiándose definitivamente su título en 1849, por decreto del obispo Miguel José, estableciéndose como de Nuestra Señora del Carmen del Camino. Se conocen unos estatutos de la cofradía aprobados por el Obispo de Zamora, el Ayuntamiento y el Consejo Real en 1829. En los mismos no se menciona procesión alguna, pero sí diferentes pleitos con algunas parroquias por la celebración de novenarios en honor de la Virgen del Carmen, defendiendo así los privilegios e indulgencias que la cofradía ostentaba, hasta el punto de tener establecido la prohibición de erigir o levantar cofradía o templo alguna de la misma advocación en tres leguas a la redonda. Aún así, a finales del s.XIX sí se tiene constancia de la salida procesional de la Virgen, tanto de manera anual como extraordinaria. A lo largo del citado siglo, la devoción a la Virgen del Carmen se desarrolla con mucha fuerza, celebrándose diversas rogativas como las que tienen lugar en 1832 contra el cólera o en 1834 por un motivo similar, estableciéndose como acción de gracias a partir de 1835, el rezo diario del Rosario ante la imagen de la Virgen.

A día hoy, la imagen de la Virgen del Carmen no sale de manera ordinaria, aunque sigue disfrutando de una fuerte devoción popular. Entre las salidas extraordinarias en las que ha participado la imagen, citamos las siguientes:

En 1752, el 16 de julio, se tiene constancia de la primera procesión de la Virgen del Carmen del Camino.
En 1812,debido a la invasión francesa, se trasladó la imagen a la parroquia de San Torcuato. El 27 de septiembre, tras la retirada de las tropas extranjeras, se organizó una gran fiesta con Misa por la mañana y procesión multitudinaria por la tarde.
En 1842, el Batallón militar provincial eligió como Patrona a la Virgen del Carmen del Camino, organizándose el 12 de noviembre una gran procesión hasta la Catedral, donde se celebraron diversos actos litúrgicos. Como recuerdo de este evento histórico, se colocaron en la ermita las Armas Reales y Municipales.
En 1844, se celebró rogativa y novenario con motivo de la sequía, saliendo en procesión y celebrándose los cultos en San Torcuato.

El derribo de la antigua ermita se decide en junta general en 1966, tras recibir los permisos de Roma para vender parte del solar de la misma, utilizando solo un tercio de su terreno original, enajenándose el resto. El 4 de julio de 1967, el obispo Eduardo Martínez bendice el actual edificio, una composición moderna que alberga un resto románico de la antigua iglesia (una ventana). La imagen se continúa venerando en el retablo mayor, acompañada de la imagen de san Simón Stock, recibiendo el escapulario de manos de la Virgen.


Bibliografía:

Síntesis de la hitoria de la cofradía, ermita del Carmen del Camino y correa de San Agustín. 1993.




Otras entradas:

Cristo del Camino (aquí)

3 comentarios:

  1. Que grande es esta Virgen del Carmen. Milagrosa señora, sin duda.

    ResponderEliminar
  2. Es una imagen que despierta mucha devoción en la ciudad. La pena es el cierre de la ermita tras los últimos cambios. Ojalá se rectifique.

    ResponderEliminar
  3. Ojalá, sí. Ahora mismo lo peor para la Iglesia, es que empiecen a cerrar sus templos.

    ResponderEliminar